Numerosas agrupaciones locales de Podem han colaborado con la propuesta del movimiento feminista para reclamar un mejor trato en los presupuestos generales de las políticas de Estado contra los asesinatos machistas. En poblaciones como Elche, Gata, València, Orihuela, Vila-Real, Foios, Aldaia, Castellón o Alicante se han multiplicado las concentraciones, actos simbólicos y la presentación de una moción en ese sentido, iniciativa a la que se han sumado también municipios como Torrent.

Ha sido el goteo incesante e inasumible como sociedad de mujeres y niños y niñas asesinados los que motivan esta protesta. En el Proyecto de Presupuestos del Estado, las actuaciones para la prevención de la violencia de género ascienden, tras la presión de los colectivos feministas, a 31,7 millones de euros. Eso supone un 25,7% más que en 2016 pero continúa siendo un 2,20% inferior a 2010. También se denuncia una congelación, en 19.741.840 euros, del Programa 232B Igualdad entre mujeres y hombres, un 41,2% menos que en 2010.

Los 51,4 millones de euros que suman ambos son el 0,00011% de los gastos del Proyecto de Presupuestos del Estado. “Es necesario destinar más recursos a la prevención en los ámbitos educativo, sanitario y de medios de comunicación o a atender la violencia sexual como prevé el Convenio de Estambul desde 2014”, aseguran desde las organizaciones convocantes. También se reclama una mejora de la respuesta judicial y que se cubra el coste de los servicios jurídicos, psicológicos y sociales en las entidades locales, tal y como establece la Ley de igualdad.

Las entidades que dan apoyo a la movilización, y a las que se suma Podem, manifiestan que la violencia machista es una cuestión de Estado, que afecta a la mitad de la población y que tiene una causa estructural que es la desigualdad entre mujeres y hombres. “Si no se apuesta económicamente por ese Pacto de Estado, nacerá muerto”, concluyen.

2018-02-01T17:43:44+00:00 lunes, 19 Junio, 2017|